Motos eléctricas con batería extraíble vs batería fija.

Realmente, ¿Cuál es mejor?

Una de las decisiones más importantes a la hora de comprar una moto eléctrica es escoger entre batería fija o extraíble. La mayoría de los modelos del mercado tienen la batería extraíble para poder llevártela a casa y cargarla allí. Sin duda es una solución cómoda -o relativamente cómoda, ya que la mayoría pesan entre 9 y 17 kilos-. Pero también tenemos que ser conscientes de que si optamos por un modelo extraíble tendremos que renunciar a varias prestaciones que influyen en nuestro día a día tanto o más que los puntos de recarga.

1. Las motos eléctricas con más autonomía son de batería fija.

Seguro que has visto en el mercado muchos modelos de moto eléctrica con batería extraíble con autonomías muy altas. Pero este dato tiene truco: no es mentira, pero está calculado a velocidades muy bajas. 

La realidad es que es prácticamente imposible que una batería extraíble consiga una autonomía por encima de los 100 kilómetros a velocidades reales. El problema está en la capacidad, ya que para garantizar este nivel de autonomía a velocidades altas la batería necesita al menos 6 o 7 kWh, y solo una batería fija como la de la RAY 7.7 puede alcanzar rangos más altos.

2. Las baterías fijas suelen incorporar cargadores más potentes

Aquí lo que es realmente importante es cuántos kilómetros de autonomía conseguimos por cada minuto de carga. Y cuantos más kW de capacidad tiene el cargador, más kilómetros obtendremos por minuto de carga. 

 

  • Un cargador de batería extraíble suele oscilar entre los 0.3 y los 0.6 kW, y cuanto más potente, mayor es su peso. Si planeas llevarte el cargador y la batería a casa, calcula la suma de sus pesos para asegurarte de que es una opción adecuada para ti. 

 

  • Un cargador de batería fija suele ser mucho más potente y carga más rápido. Por ejemplo, la RAY 7.7 viene con un cargador estándar de 1,8 kW, muy por encima de la media del segmento. Y además ofrecemos un cargador de 3,3 kW, que está al nivel de motos de segmentos muy superiores, que carga hasta 1 km de autonomía por minuto.

 

Si a esto le sumas que la extracción continuada de las baterías crea holguras en los conectores que a la larga pueden generar problemas de conexión de la batería, y afectar al funcionamiento de la moto, la decisión está bastante clara.

batería fija ray 7.7

3. ¿Cómo influye el tipo de batería en la potencia de la moto eléctrica?

Últimamente están bastante de moda las motos eléctricas con varias baterías extraíbles. De por sí, no es que estos modelos sean menos potentes, siempre que se cumpla esta premisa: que el balanceado de las diferentes baterías sea el correcto. Y, de momento, muy pocos fabricantes lo consiguen… 

Si quieres evitar problemas como la potencia reducida o el aumento de la degradación, las baterías fijas son una apuesta segura.

A continuación, vamos a ver un ejemplo con el que entenderemos rápido el por qué: 

  • Imaginemos una situación en la que tenemos una moto con dos baterías: la primera está cargada al 100% y la segunda al 50%. 
  • La moto solo permitirá usar la primera hasta que esté al 50%. En ese momento conectará la segunda, y a partir de entonces trabajarán conjuntamente. 
  • Esto supone que en primera instancia sólo existe una batería “conectada” al vehículo, por lo que: a) la potencia disponible es la mitad de la que cabría esperar con dos baterías b) las prestaciones se mantienen a cambio de un mayor estrés sobre la batería. 
  • Además, la primera batería trabajará a mayor temperatura que la segunda y envejecerá antes. 

4. Nuestra recomendación

Sin duda, si buscas una moto eléctrica con prestaciones altas te recomendamos que inviertas en un modelo con batería fija, porque se ajustará mucho mejor a tus necesidades. 


En Ray Electric Motors somos unos locos del motor, y no paramos de investigar. ¡Sigue nuestro blog y lee los artículos más interesantes sobre el mundo de la movilidad eléctrica!

Share on facebook
COMPARTIR EN FACEBOOK
Right Menu Icon